Cuchilla curva

¡Hola!

Algunos me habéis preguntado de donde saqué la cuchilla que se veía en el video del pan con semillas. Pues muy fácil, de unos palillos japoneses que tenía olvidados por casa.

Sigue leyendo que te voy a enseñar como lo hice.

Materiales:

Cuchilla de afeitar, un palillo japonés (o un trozo de madera plano y alargado).

Herramientas:

Navaja o cutter para tallar el palillo. En mi caso un cuchillo de cerámica.

Proceso:

Separa los palillos si son nuevos, si son viejos ya lo hiciste en su momento 🙂

Vamos a cortar la punta del palillo, así tendrá la misma forma por todas partes.

Foto 24-9-17 20 17 23-01
Punto de corte.

Ahora necesitas ver si tu palillo entra por los agujeros ovalados de la cuchilla.

Si es demasiado ancho ve tallando poco a poco y siempre con muchísimo cuidado, si ves que no eres capaz o te da miedo pídeselo a alguien.

Foto 24-9-17 20 15 24-01
Los círculos blancos muestran los agujeros. Las lineas la forma que debemos darle al palillo.

Ve comprobando cada poco no sea que te pases y tengas que empezar otra vez.

Si es demasiado grueso te toca volver a tallarlo para que pueda pasar, con mucho cuidado siempre. No lo talles en redondo sino la cuchilla podría rotar y escaparse. Procura dejar una superficie plana como ves en las fotos y lo más ajustada posible para que se fije bien al palo.

Foto 24-9-17 20 16 07-01
Buscamos una superficie plana y con un grosor lo más homogéneo posible.

Una vez que el palillo pasa por le agujero sin problemas fíjate en las fotos para continuar con el proceso.

Primero tienes que doblar la cuchilla para dejar enfrentado los agujeros ovalados, después desliza el palillo por los agujeros y suelta con mucho cuidado comprobando que esta bien fijado.

Foto 24-9-17 20 01 55-01
Dobla la cuchilla.
Foto 24-9-17 20 02 14-01
Mete el palillo y suelta con mucho cuidado.

Fácil, barato y rápido.

Yo utilicé unos palillos de bambú, te puedes servir de la madera de las cajas de mandarinas o naranjas, una ramita de un árbol, una pieza de plástico duro o lo que buenamente tengas a mano.

Antes de decidirme a hacerlo yo mismo estuve mirando por internet y los encontré a unos precios de jamón de bellota.

Las cuchillas son las de antiguamente de afeitarse, en cualquier supermercado podrás encontrar a un precio muy asequible.

Ten mucho cuidado mientras tallas el palillo, manipulas la cuchilla y cuando la estés utilizando.

Procura guardarla en un sitio donde no te puedas cortar por un error o un descuido.

IMG-20170924-WA0052-01
Trabajo terminado 🙂

Perdonarme por la calidad de las fotos, la próxima vez mucho mejor.

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s